Salen a la luz ensayos médicos ilegales en América del Sur

frascos de pastillas

Julie M. Aultman es la investigadora que ha sacado a la palestra varios casos de ensayos médicos totalmente incontrolados en América del Sur, apoyándose en casos desvelados por Susan Reverby. Los diferentes casos están situados entre mediados del siglo XX hasta nuestros días. Vamos a resumir solo una pequeña parte de todos estos casos basándonos casi en la totalidad de la noticia publicada por Materia hace unos días.

1946, Guatemala

El servicio público de Salud estadounidense utiliza a cientos de prisioneros y enfermos mentales guatemaltecos para experimentar con ellos. En esta ocasión los norteamericanos quisieron infectar a sus “ratas de laboratorio” sífilis y gonorrea a base de la inyección de bacterias en sus heridas o incluso en la columna vertebral de la víctima. El número de víctimas de este experimento fue de 71 personas.

Recientemente, el presidente Barack Obama llamó al presidente de Guatemala para, séis décadas después, pedirle disculpas.

1997, Buenos Aires

Aventis Pharma, una farmacéutica francesa con bastante poder, prueba un medicamento para el corazón pidiendo a los médicos que reclutaran pacientes a cambio de dinero. Pese a que luego intentaron echar balones fuera lo cierto es que se sabe que la compañía farmacéutica fue la responsable de haber cometido una negligencia que le costó la vida a tres pacientes según los medios oficiales o trece según otros medios.

2000, Bolivia

La compañía Discovery Labs se disponía a experimentar con niños bolivianos un fármaco que se suponía que ayudaría a disminuir los problemas respiratorios en los bebés prematuros. Además, tenían pensado suministrarles a estos niños placebo. Afortunadamente ya en aquel año surgieron grupos activistas que lograron frenar este experimento. Años más tarde la compañía efectuaría este ensayo en condiciones mucho más seguras y conforme a la legislación vigente.

2004, Perú

En esta ocasión una empresa dedicada a la experimentación con transgénicos y especializada en biotecnología llamada Ventria decidió reclutar a centenar y medio de niños de entre 5 y 33 meses. No hubo que lamentar muertos pero casi todos los bebés y niños padecieron diarrea severa.

Llegados a este punto me gustaría hacer un pequeño paréntesis y subrayar que Perú es uno de los países más afectados por este tipo de ensayos clínicos. Solo en 2008 se reclutaron en torno a 13.000 personas sin ningún tipo de revisión por parte del Gobierno.

2008, Miami

SFBC International estuvo probando fármacos en inmigrantes latinoamericanos en un centro clínico nada menos. Evidentemente no se les explicaron los posibles riesgos a los se exponían, pero es que además ni se les pidió el consentimiento ni se les permitió retirarse de este.

En la actualidad…

Todavía se siguen produciendo este tipo de abusos en América Latina

La investigadora Aultman está convencida de que las empresas farmacéuticas siguen ejerciendo este tipo de prácticas de una forma mucho más sutil y menos vistosa, pero en algunos puntos de América Latina (y de otros continentes, por supuesto) estas prácticas ilegales continúan. ¿Nos enteraremos de aquí unos años? ¿Saldrán a la luz otros acontecimientos pasados? Lo más seguro es que sí.

Hemos de tener en cuenta que las compañías farmacéutica buscan lo que cualquier empresa, ganar dinero, por lo que habrá algunas que ponen en práctica sus experimentos conforme a las Leyes y conforme a un código ético. Sin embargo, habrá otras que se aprovechen de la falta de regulación, de la pobreza media de la población y de las bajas cargas financieras que ejerzan determinados Gobiernos sobre los ensayos con fármacos para ahorrar en costes a toda costa.

Si alguien quiere más detalles puede adquirir el libro publicado por Aultman en inglés aquí. Nosotros seguiremos hablando sobre los ensayos clínicos en otros países y continentes como la India o África más adelante.

Documental recomendado

Recomiendo ver el documental que emitió La 2 de TVE hace unos meses sobre el tema que nos ocupa, los ensayos clínicos y lo que hay detrás.

Fuentes: Materia, THE LANCET, The WashingtonPost, The Nation.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s